UN MATARROMERA CRIANZA EN EL PARADOR NACIONAL DEL SALER.


En pleno corazón de la Ribera del Duero, la Bodega Matarromera tiene sus naves semienterradas en la ladera norte del Valle del Duero, con unas preciosas vistas que dominan todo el valle, en el término municipal de Valbuena de Duero, en Valladolid. Matarromera nace con rotundos éxitos internacionales y la consecución de los mayores premios y reconocimientos mantenidos a lo largo de toda su trayectoria.

Pues bien, el fin de semana pasado tuve la ocasión de disfrutar de este vinazo durante la celebración de la boda de María y Raúl . Una cena realizada en uno de los Paradores Nacionales mejor enclavados de todo el país. El Parador del Saler. Un Parador situado en pleno Parque Natural de la Albufera y con vistas al mar. 

Agradecer la confianza depositada en mi, tanto a María como a Raúl, a la hora de elegir los vinos. Decidimos que entre los vinos que se nos ofrecían el Matarromera Crianza era el que mejor maridaba con el menú que nos ofrecía el Parador. Un vinazo que estuvo a la altura de las circunstancias y del que pudimos disfrutar durante la cena todos juntos.  




NOTA DE CATA

Es un vino elaborado 100% con uvas Tempranillo que ha sido envejecido durante 14 meses en barricas de roble americano y francés.

Fase Visual: iicota muy oscuro, con abundantes tonos violáceos. Muy cubierto de capa, limpio y brillante.

Fase Olfativa: gran intensidad y complejidad, donde destacan potentes aromas de frutas negras muy maduras, como moras, zarzamoras, guindas, y grosellas, en excelente armonía con tonos especiados de crianza de madera limpia, con torrefactos, regaliz, café, vainilla y cacao.

Fase Gustativa: sabroso, intenso corpulento y elegante. Se muestra muy amplio, vivo, con un paso generoso, por el equilibrio entre unos recios taninos maduros que auguran un excelente futuro, y sensaciones frutales y especiadas, con un final potente, voluminoso y muy largo.

Podéis ver la ficha de cata completa haciendo clic aquí








Comentarios