REVUELTO DE JAMÓN, BERENJENA Y PARMESANO.

Volvemos a los revueltos. Esta vez después de aterrizar en casa después de unas largas vacaciones la nevera daba realmente pena. Así que me las tuve que ingeniar para hacer algo socorrido que estuviera a la altura de las circunstancias. Este es un revuelto con taquitos de jamón serrano por lo que no será necesrio que le añadamos más sal al resto de ingredientes. El mismo jamón ya le da el punto de sal que necesita. Para acompañar al jamón pensé que sería una buena aliada nuestra amiga la berenjena. Finalmente lo espolvoreé con parmesano. Fácil y resultón. Espectacular.


ELABORACIÓN


Para preparar el revuelto marcamos los taquitos de jamón con unas gotas de aceite. Cortamos en dados media berenjena y la salteamos junto con el jamón. A continuación rompemos dos huevos en un bol y lo batimos un poco. No hace falta que pongamos sal. El mismo jamón ya tiene una cantidad suficiente. 

Vertemos en la sartén los huevos y en ese momento podéis elegir que textura os gusta más. Si os gusta cremoso retiramos la sartén del fuego y removemos poco a poco. El revuelto quedará cremoso con una textura fina. 

Si por el contrario os gusta más cuajado no hace falta que retiremos la sartén del fuego. Se cuajara más rápidamente y quedará más grumoso.

Es importante que el fuego no esté muy fuerte. Siempre es conveniente que quede con una textura suave. 

Finalmente emplatamos y espolvoreamos con queso parmesano. También le podéis añadir unas pocas escamas de sal.

Listo





















2 Comments
Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *